La Dama y el Vagabundo: El regreso del Direct-to-Video

Te voy a decir lo siguiente: ¡Me encantó La Dama y el Vagabundo! El nuevo remake live action de Disney que se estrenó en exclusiva para Disney Plus es verdaderamente un triunfo y representa más de lo que parece.

Primero, es el regreso de las producciones creadas originalmente para los hogares (sin la necesidad de pasar por los cines) de Disney, aquella maravillosa de estrenar historias lo suficientemente buenas para ser contadas pero que no cuentan con el pedegree necesario para ser un blockbuster taquillero, bueno eso es exactamente lo que es esta reinterpretación.

Y segundo, porque Disney demuestra con esto (y con un conjunto de producciones más) que está hablando en serio, que de verdad, se está armando con lo mejor para ser un serio competidor en la carrera del streaming. En el caso de este proyecto, se nota el esmero en la producción que acostumbra Disney, desde el vestuario con la diseñadora nominada al Oscar Colleen Atwood, hasta los histriones pasando Tessa Thompson llegando hasta Sam Elliot.

La Dama y el Vagabundo es una versión sin pretenciones y que conoce su ecosistema de directo al video y eso hace que sea disfrutable. Estrenarla en cines hubiera sido muy arriesgado y hasta equivocado, y parte de su encanto radica en ello, se siente una producción íntima, chiquita y disfrutable; de esas clásicas películas que ves los domingos al mediodía con la familia en la sala.

Dicho lo anterior, ahora sí hablemos de la película per se: es entretenida y tierna. Es la historia que todos conocemos, ni más ni menos, pero la cercanía que tenemos con los personajes hace que sea un live action más honesto que incluso El Rey León. Ese feeling de la casa del ratón se siente en cada cuadro, y mejor aún imprime lo que parece ser el principal pilar de Disney Plus: nostalgia.

El uso, a la vieja escuela, de perros actores es adorable pero se torna algo incómodo de ver cuando la animación se hace presente ya que la poca naturalidad que se imprimió en el momento en que los caninos hablan hace que uno pierda la atención de la trama y se quede pensando lo raro que se ve ese CGI.

Las canciones de la versión animada están ahí, a excepción la de “los gatitos siameses” ya que el mismo estudio declaró que reproducir esa canción en 2019 llegaría a ser xenófobo y hasta ofensivo (en inglés la lírica hace mofa de la cultura asiática). Pero la verdaderamente importante, “Bella Notte” está intacta y entrañable como siempre. Destaca la participación de Janelle Monáe con su interpretación de “He’s a Tramp”, espectacular.

En conclusión La Dama y el Vagabundo marca el inicio de nueva era en los servicios de streaming y de entretenimiento en casa, es divertida, familiar y no pretende nada más que entretener. Con todo y sus fallas le pongo 3.5 lentecitos de 5

¿Tú ya la viste? Cuéntame qué te pareció.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close